Té de jengibre y orégano: beneficios y propiedades nutricionales

Total
0
Shares

El té de jengibre y orégano está cargado de nutrientes y compuestos bio-activos que tienen beneficios poderosos para el cuerpo y el cerebro, por lo tanto al combinar estos dos ingredientes naturales puedes ayudar a mejorar varias afecciones y molestias como el dolor en la menstruación, cicatrización de heridas, dolores de cabeza, aftas, verrugas, acné y como repelente de mosquitos.

Puedes consumir una taza de té de esta bebida caliente antes de desayunar en la mañana, en la noche, después de comer o junto a la merienda sin que ésta se enfríe intercalando los días. En cuanto a qué cantidad de té de jengibre y orégano se debe tomar al día, es recomendado no tomarlo más de cuatro o cinco tazas, recuerda que lo importante es primero consultar con tu médico, pues aunque es un producto natural no es apto para todas las personas sobre todo en caso de mujeres embarazadas, que estén dando lactancia, sean alérgicas o tengas transtornos hemorrágicos.

Beneficios y propiedades:

Este tallo se caracteriza por su aroma y sabor picante que provienen de sus aceites naturales como el gingerol que es el principal compuesto responsable de gran parte de sus propiedades curativas ya que cuenta con efectos antiinflamatorios y antioxidantes reduciendo el estrés oxidativo que se produce al tener una cantidad excesiva de radicales libres en el cuerpo. Además el jengibre se ha usado siempre como una fórmula alternativa medicinal para ayudar a la digestión, reducir náuseas, ayudar a combatir la gripe y el resfriado común.

Otras funciones que tiene es que puede prevenir la obesidad y ayudar con la pérdida de peso en la relación cintura cadera y niveles altos de insulina en la sangre; disminuir la osteoartitis enfermedad común en muchas personas que implica la degeneración de las articulaciones en el cuerpo; controlar los niveles de azúcar y mejorar los factores de riesgo de enfermedad cardíaca; reducir significativamente el dolor menstrual; bajar los niveles de colesterol malo; proteger contra la enfermedad de Alzheimer y cáncer.

Valor nutricional del jengibre: por 100 gramos.

  • Calorías: 346,9 kcal.
  • Vitamina C: 4 mg.
  • Hidratos de carbono: 70, 7 mg.
  • Colesterol: 0 mg.
  • Fibra: 12,5 gr.
  • Potasio: 330 mg.
  • Proteínas: 9,12 mg.

Por otra parte, la planta de orégano la cual se utiliza mucho como condimento para dar más sabor a las comidas va más allá, puesto que también se puede preparar en infusiones herbales para eliminar microorganismos patógenos como la salmonella typhimurium, escherichia coli, staphylococcus epidermis o aureus, entre otros por su buena capacidad antioxidante y antimicrobiana. Con respecto a sus propiedades nutricionales el orégano contienen fibra, hierro, manganeso, vitamina E, hierro, calcio, ácidos grasos omega y fuente rica en vitamina K.

Valor nutricional orégano: por 100 gramos.

  • Valor energético: 335 kcal.
  • Calcio: 1580 mg.
  • Fibra: 42.8 gr.
  • Proteína: 11 gr.
  • Grasa: 10,3 gr.
  • Hidratos de carbono: 49,5 mg.
  • Potasio: 1670 mg.
  • Fósforo: 200 mg.
  • Hierro: 44 mg.
  • Magnesio: 270 mg.
  • Zinc: 4,4 mg.
  • Sodio: 15 mg.
  • Vitamina A: 690 µg microgramo.
  • Vitamina E: 18,9 mg.
  • Vitamina B3 (niacina): 6,2 mg.
  • Vitamina B16: 1,04 mg.
  • Vitamina B1 o tiamina: 0,17 mg.
  • Vitamina B2 (riboflavina): 0,5 mg.

Cómo preparar Té de jengibre y orégano:

Ingredientes:

  • Necesitarás 3 cucharadas de hojas de orégano fresco.
  • Un tallo de jengibre pelado, picado o rallado que sule ser 40 gramos.
  • 2 cucharadas de miel.
  • 1 taza o 1 litro de agua.

Preparación:

  1. Para iniciar coloca la taza de agua en la estufa a fuego medio alto para hervir.
  2. Cuando empiece a hacer ebullición el agua coloca el tallo de jengibre pelado y picado.
  3. Deja un par de minutos más para que se extraigan los beneficios del jengibre y luego retira de la estufa.
  4. Mientras tanto prepara un pocillo o taza para el té metiendo las 3 cucharadas de hojas de orégano fresco y vierte el agua hervida. Ya sea que utilices orégano fresco o seco trata de cortarlo en los trozos más pequeños que te sea posible para que suelte sus aceites.
  5. Revuelve unos segundos y tapa con un plato pequeño 5 minutos para que se haga mejor la infusión.
  6. Una vez se haya dejado reposar la bebida caliente es momento de agregar las dos cucharadas de miel.
  7. Mezcla hasta que la miel se desvanezca en la bebida y toma enseguida para consumir todas sus propiedades.

Consume esté té o cualquier otro para mantenerte siempre hidratado sustituyendo y reduciendo las bebidas que contengan cafeína, ya que no contiene casi calorías, te ayuda con la parte cognitiva, reduce accidentes cardiovasculares, combate la caries, mejora el sistema inmunológico, etc., así verás con el tiempo que tu organismo y tu salud se mejorará progresivamente.

Total
0
Shares

Batido de plátano para aumentar los glúteos

La mayoría de las personas sobre todo las mujeres soñamos con tener unos glúteos grandes y firmes, pero…

También te puede interesar