Prepara este sabroso estofado de carne de ternera con pocos ingredientes

Total
0
Shares

Cuando pensamos en carne guisada lo primero que se nos viene a la cabeza es una carne sabrosa, tierna, y melosa que prácticamente se deshaga en la boca, sin embargo, aunque existe variedad de carne como la de cerdo, cordero, conejo o aves quizá la mejor sea la de ternera ya que se consigue el resultado deseado y con tarea fácil siempre y cuando se elija el corte correcto.

Las recetas de guisos son perfectas para congelar y reservar en tuppers para otras ocasiones, todo esto es porque lleva salsa y especias que a la hora de descongelarse queda muchísimo mejor que a la primera porque coge más sabor. Este tipo de platos puede llevar de guarnición verduras salteadas si se quiere algo ligero o papas cortadas en cubos integradas.

Ingredientes:

  • 800 gramos de carne de ternera de la parte trasera, intermedia como el lomo o delantera.
  • 1 cebolla cabezona blanca.
  • 2 dientes de ajo.
  • 2 zanahorias grandes.
  • 3 patatas.
  • 200 gramos de tomate triturado.
  • 200 mililitros o un vaso de vino tinto.
  • 200 mililitros de caldo de carne, de pollo o de verduras.
  • 1 cucharadita de tomillo.
  • Sal y pimienta al gusto.
  • Aceite de oliva extra virgen.

Preparación:

  1. Para comenzar vas a poner una cazuela bien alta antiadherente a calentar a fuego fuerte con un chorrito de aceite de oliva extra virgen.
  2. Mientras tanto, lava y seca los 800 gramos de carne de ternera preferiblemente de la parte trasera de esta, ya que es más grasa y jugosa, o la parte intermedia del lomo pues es más firme, magra y con un mayor valor proteico. Después córtala en porciones de cubos grandes y salpimienta al gusto.
  3. Cuando el aceite esté caliente vas a echar los trozos de carne a la olla para sellarla únicamente por todos los lados, quiere decir que no se cocinará por dentro, solo se dorará por fuera.
  4. Después de dos minutos aproximadamente a fuego alto y de haberle dado la vuelta a los trozos de carne continuamente para que no se quemen, procede a retirar la carne de la cazuela para dejar solamente los jugos dentro de la misma.
  5. En los mismos jugos que soltó la carne, mete una cebolla cabezona blanca picada finamente, las dos zanahorias cortadas en cubos pequeños, los dos dientes de ajo machacados, sal y pimienta negra recién molida al gusto.
  6. Revuelve con una cuchara de palo para que se integren bien entre sí los ingredientes y deja que se cocinen las verduras allí a fuego bajo durante unos 10 minutos.
  7. Mientras tanto, prepara un vaso de tomate triturado, para ello toma varios tomates maduros, lávalos muy bien, quítales la parte de arriba y realízales un corte en el medio sin penetrar.
  8. Calienta un poco de agua en una olla y cuando esta rompa ebullición mete los tomates por 2 o 3 minutos. Sácalos del agua y retírales el pellejo para llevarlos al vaso de la licuadora y triturar.
  9. Cuando la cebolla tenga un color translúcido sin color, agrega el vaso de tomate triturado y una cucharadita de tomillo. Revuelve para integrar los ingredientes y deja cocinar a fuego bajo por otros 10 minutos para que el tomate desprenda todos sus aromas.
  10. Con el sofrito ya listo, vas a volver a incorporar la carne de ternera con el jugo que ha soltado durante la reserva para aportarle más sabor al plato. Incorpora todo nuevamente con movimientos envolventes para que se impregne bien el sofrito con la carne y que esta absorba todos sus aromas.
  11. Como siguiente paso, agrega el vaso de vino tinto y el vaso de caldo de res, de pollo o de verduras. Añade otra pizca de sal y otra pizca de pimienta recién molida. Asegúrate que todo quede bien sumergido dentro del caldo, tapa y deja cocinar inicialmente durante una media hora a fuego medio.
  12. Pasado el tiempo anterior incorpora las 3 patatas previamente lavadas y cortadas en cubos medianos sin la cáscara. A continuación vuelve a tapar y deja que cocine todo por otros 25 minutos más o menos, pero todo depende de la papa.
  13. En el momento en que la ternera y la papa estén blanditas pero no desechas será el momento de apagar el fuego y servir.
  14. Puedes acompañar este plato con una porción de arroz blanco y ensalada de tomate y lechuga si así lo deseas.
Total
0
Shares

¿Cómo preparar un bistec encebollado para que quede tierno y jugoso?

Los guisos de carne son los típicos platillos de la abuela, deliciosos, nutritivos y calóricos porque nos ayudan…

También te puede interesar