Disfruta de una ensalada a base de queso fresco con fresas

Total
0
Shares

Las fresas son frutas ricas en pectinas las cuales contienen múltiples beneficios,el principal, eliminar toxinas del organismo.

fresas

Ensalada a base de queso fresco y fresas

Ingredientes:

  • 16 fresas 400 g de queso fresco.
  • 100 g de jamón ibérico.
  • 300 g de una bolsa con variado de ensalada, hojas de canónigos y rúcula.
  • 5 g de pipas de calabaza peladas.
  • 25 g de semillas de sésamo tostadas.
  • 100 c.c. de aceite de oliva virgen extra virgen.
  • 50 c.c de vinagre de Jerez.
  • 1 cucharada colmada de miel de flores.
  • Sal (al gusto).

Preparación:

Lavamos la rúcula y los canónigos quitándoles posibles restos de tierra, un consejo es sumergirlas con agua
con unas gotas de vinagre para que la tierra se deposite en el fondo. Las escurrimos y reservamos. Si son de
bolsa no suele ser necesario este proceso aunque a veces sí hay que quitar algún rabito.
Para la vinagreta añadimos a un vaso de batidora el aceite de oliva aove, el vinagre, una cucharada de miel,
sal y pimienta negra recién molida al gusto. Emulsionamos hasta que nos quede una vinagreta bien ligada y
reservamos para el montaje final.
Ayudándonos con un aro de emplatar de unos 12cm colocamos en el centro de un plato un fondo con el
queso, dándole forma con una cuchara. Lavamos muy bien las fresas, cortamos la parte verde y las
troceamos por la mitad. Las vamos colocando alrededor enganchándolas sobre el queso.
En el hueco que queda en el centro ponemos las hojas de rúcula y canónigos (se puede cambiar por cualquier oja verde). Regamos con un poquito de vinagreta y encima ponemos el jamón cortado en trocitos finos.
Dejamos caer unas pipas de calabaza y el sésamo.
Retiramos con cuidado el aro y dejamos caer unas gotas mas de vinagreta. Sazonamos con sal y pimienta y
servimos de inmediato. Espero que os guste.

Recomendaciones:

Para tostar el sésamo (por si  lo compras sin tostar) se pone en el horno a una temperatura media de 150º unos 15 minutos aproximadamente, es importante que no se ponga marrón por que entonces quedaría amargo. Una vez que saquemos del horno el sésamo sigue tostándose así que lo mejor es pasarlo a un recipiente frío y meterlo en la nevera. En unos pocos minutos estara listo el sésamo tostado para esta receta u otras en las que utilicemos estas semillas. Podemos incluso triturarlas en un molinillo de café, 2 segundos y utilizar la pasta resultante para un hummus, salsas o incluso esta misma vinagreta que hemos preparado con la miel.

Total
0
Shares

Ensalada de pollo, alcachofas y queso de cabra

Ingredientes: 1 Bolsa (300 g)  de lechugas variadas. (escarola rizada, radiccho, mizuna, brotes de lechuga roja y rúcula…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

También te puede interesar