Estas 6 recetas de helados son tan ligeras que las puedes comer todos los días y no engordar

Total
18
Shares

Aunque parezca imposible de creer, hay un helado que puedes comer todos los días y no vas a subir ni un solo kilo, puedes comerlo de postre después del almuerzo o la cena, para darte un antojo durante tu rutina o como opción de un snack delicioso y saludable.

¿Cuál es el secreto? Lo que hace que este helado no te haga aumentar tu peso es que no contiene endulzantes, conservantes, sabores artificiales, lácteos y tampoco tiene huevos, nada de eso. Esto lo hace ser un alimento sano, beneficioso y además vegano, ya que no tiene ningún producto de origen animal.

Recetas

1-Sorbete de sandía 

Para este sorbete solo vas a necesitar una sandía del tamaño que tú quieras, la cantidad es a tu preferencia, las vas a cortar en cubitos y los vas a poner en un recipiente, luego lo dejas en el congelador una hora aproximadamente. Al sacarlo puedes triturar un poco los cubos o ponerlos unos segundos en la licuadora, y ya está, tienes un sorbete refrescante y saludable. Recuerda que también lo puedes intentar con diferentes frutas.

2-Helado de plátano 

Este helado es uno de los más dulces, su textura es cremosa y está hecho a base de banano. Para prepararlo vas a necesitar plátanos maduros, los más negritos, los vas a poner en el congelador hasta que estén duros. Luego los sacas, retirar la cáscara y los cortas en pedazos para ponerlos en la licuadora o en una trituradora, licuas unos segundos hasta que quede cremoso y ya está listo tu helado.

3-Paletas de fruta 

Vas a seleccionar las frutas que quieras, pueden ser fresas, arándanos, frambuesas, las que prefieras. Las vas a triturar y las vas a poner en un recipiente para helados, lo llevas al congelador un tiempo y ya está. También puedes hacer varias capas de diferentes frutas, jugar con los sabores y los colores para que sepan y sean hermosas tus paletas saludables.

4-Granizado de limón 

Vas a hacer jugo de limón con el zumo y un poquito de agua, si deseas puedes endulzar un poco con miel o estevia, luego llevas el jugo al congelador y cada media hora los vas mirando, cuando veas que se están formando unos cristales los rompes con ayuda de una cuchara, así se irá picando el hielo y ya tendrás una textura perfecta para tu granizado.

5-Helado cremoso aguacate 

Si quieres una textura cremosa también puedes intentar con el aguacate, puedes congelarlo un tiempo y al sacarlo lo trituras bien o lo llevas unos segundos a la licuadora o a un triturador de alimentos. Si también no te agrada mucho su sabor, puedes agregar algún endulzante, cacao en polvo o mezclarlo con plátano maduro.

6-Helado cremoso

Si quieres helado de otras frutas diferentes a las que te damos acá, lo que puedes hacer es mezclarlas con el banano para darle una textura cremosa y un sabor dulce. Por ejemplo, si quieres un helado de mora puedes poner a congelar tanto el plátano como la mora, cuando estén listos vas a poner tu mezcla en la licuadora con más mora que plátano y ya, tendrás un helado cremoso y saludable con sabor a mora.

Total
18
Shares

11 ejercicios sencillos para tonificar tu barriga

Cuando fijamos nuestra atención en una parte del cuerpo en específico, queremos que la zona se vea increíble…

También te puede interesar