10 cosas que puedes hacer, cuando no quieres hacer nada

Total
114
Shares

En ciertos momentos de la vida pasa que no queremos hacer nada y los ánimos no se encuentran en su mejor estado. Muchas veces es por estrés, las ocupaciones del dia a dia, o simplemente por razones desconocidas.

Sin embargo es normal sentirse así en cualquier momento de la vida, que por lo general es temporal. Cuando esto ocurre de forma repetitiva o dura más tiempo, podría ser un problema más serio que requiere un diagnóstico médico.

1-Escuchar a nuestro cuerpo 

Quizás la causa de no querer hacer nada durante el día, se debe a un agotamiento físico y mental. Ya que se le ha exigido demasiado al cuerpo y este envía señales de alerta indicando que necesita un descanso.

Por ello es importante reconocer que actividades se han realizado y si estas le piden al cuerpo dar más, para poder rendir como se espera. Debido a esas múltiples ocupaciones del día, es necesario crear espacios para relajarse, ya sea durmiendo, viendo televisión en la cama, echando un vistazo a las redes sociales o algo facil que genere placer.

2-Salir a dar un paseo

Cambiar de ambiente por un rato es beneficioso para el estado de ánimo, dar un paseo por la zona, llegar al parque para contemplar la naturaleza e ir a un lugar favorito son actividades relajantes, que pueden lograr que se sienta mejor. Logrando ese recargue de energía necesario para seguir con las actividades habituales.

3-Identificar las emociones 

Se necesita explorar nuestro ser para lograr saber el porqué de sentirse así, qué situaciones generan cambios en el estado de ánimo y cuales son las emociones que se presentan. Por eso es bueno preguntarse cómo nos sentimos en el dia, si tristes, solos, ansiosos, preocupados, nerviosos, enojados, frustrados, desconectados e inclusive sin esperanzas.

Cualquiera de esas emociones pueden estar invadiendo en la mente y logrando que sea difícil pensar en otra cosa con claridad. Por ello es importante identificar la emoción que se presenta, que puede estar detrás para poder encontrar la forma correcta de abordarla.

Te puede interesar: 7 Síntomas que alertan de padecer endometriosis

4-Meditar unos minutos

Es una forma de desconectarse de las preocupaciones y no pensar en nada, más que en realizar el ejercicio, respirar profundo, relajarse de una manera diferente pero muy efectiva. Al principio puede que no sea tan fácil alejarse de los pensamientos, pero de esta manera se tendrá aun más claro aquellas emociones, para luego aceptarlas y con el tiempo dejar que nos afecten. Con solo meditar unos minutos, se sentirá mejor y verá el momento de otra manera.

5- Acercarse a un amigo

Cuando nos sentimos diferente, lo ideal es buscar un poco de compañía,  consejos o alguien que te ayude. Por eso buscar un amigo es una buena  solución, aunque se debe escoger la persona perfecta para que nos pueda ayudar. Por ejemplo si deseas desahogarte, busca a esa persona del circulo social que tenga la habilidad de escuchar sin juzgar y que con su conversación nos tranquilice.

6- Leer un libro

En las ocasiones en que no queremos hacer nada, muchas veces sentimos culpa porque el tiempo se está desperdiciando, pero leer un libro es una buena forma de relajarse, aprovechar el momento y sentirse más productivo. Solo es cuestión de buscar el género que más llame nuestra atención.

 7- Escuchar música

Es una buena opción para relajarse o dejar salir emociones reprimidas. Dependiendo del tipo de música elegido ayudará a ocupar la mente en otras cosas, llenarte de energia, motivacion y alegria. Esta acción también tiene beneficios para el cerebro al mejorar la capacidad de concentración, memoria o reducir el dolor.

8-Organizar el día 

 

Es posible que al pensar en todo lo que tienes que hacer durante el día o la semana inmediatamente aparezca el desánimo y el aburrimiento. Sin embargo existen estrategias para organizar el dia como tomarse unos minutos para elaborar una lista de actividades urgentes, otras que pueden esperar unos días e incluso el mes. También las puedes clasificar de acuerdo con el grado de dificultad y realizar las más fáciles.

9-Satisfacer las necesidades

Es importante darle al cuerpo lo que necesita para que pueda tener la fuerza al realizar las actividades durante el día y evitar estar cansado. Puede preguntarse lo siguiente:

  • ¿Necesito comer?
  • ¿Estoy o suficientemente hidratado?
  • ¿Necesito dormir un poco más?
  • ¿necesito tiempo a sola?
  • Estas preguntas ayudarán a crear espacios para darle un respiro al cuerpo.

10-Crear un horario

Muchas veces necesitamos tiempo para relajarnos y preocuparnos por nosotros mismos, pero las ocupaciones diarias no permite que sea así. Por tal motivo es fundamental crear un horario para poder realizar las tareas en un momento determinado, dejando un espacio para nuestro cuidado.

El horario debe ser real, con la cantidad de actividades que si pueda realizar durante el día, no es necesario ser tan duros con nosotros mismos. Por ejemplo a dicha hora debo levantarme para que me rinda el dia, en dicho momento hago las labores domésticas, a tal hora visito a mis familiares, etc.

Total
114
Shares

Paternidad compartida: como educar a los hijos luego de una separación

Independientemente de si eres felizmente casado o divorciado, ser padre indica que eres parte de un grupo de…

También te puede interesar