Guiso de pollo con chile serrano ¡para rellenar las tortillas!

Total
0
Shares

Un guiso es la cocción de varios alimentos en una salsa, después de rehogarlos. Por lo general, su preparación es económica, ya que requiere de pocos ingredientes y se complementa bien con muchos alimentos para crear una comida deliciosa. Este tipo de recetas permite incluir gran variedad de ingredientes, dependiendo de los gustos, lo que esté disponible en la región o sea de temporada, pero entre las tantas opciones que puedes encontrar, a continuación, te presentamos una receta de guiso con pollo y chile serrano, ideal para disfrutar con las tortillas.

Receta de guiso con pollo y chile serrano

Imagen: mexicanplease.com

Para esta receta necesitas 1 repollo, 5 tomates, 2 dientes de ajo, 1 cebolla grande, 1 chile serrano, chilito chipotle, la mitad de un queso panela y la mitad de una pechuga de pollo. Su preparación es sencilla, el sabor es increíble y rinde bastante, lo que es perfecto para la familia y esos días en los que no deseas pasar horas en la cocina.

Además, no olvides que el pollo es buena fuente de varios nutrientes, por ejemplo, en una porción (85 g) de pechuga de pollo encuentras 122 calorías y 24 g de proteína, así como fósforo, selenio, niacina, vitamina B6 y B12, solo por nombrar algunos. Esto en compañía de muchas verduras será beneficioso para todo tu cuerpo.

Paso 1

  • Agrega a una olla agua, el pollo, media cebolla y un poco de sal, luego tapa la olla y deja que se cocine.
  • Una vez esté lista la pechuga, sácala de la olla y déjala reposar. No olvides reservar el caldo de pollo.
  • Mientras eso sucede puedes picar el repollo, el resto de la cebolla, los dientes de ajo y el chile serrano.
  • Cuando la pechuga se enfríe un poco, entonces empieza a desmenuzarla con tus manos bien limpias.

Paso 2

  • Calienta una cazuela con un poco de aceite, agrégale la otra mitad de cebolla picada y deja que dore un poco. Después, añade la mitad del repollo, ya cuando se reduzca el volumen, incorpora la otra mitad.
  • Revuelve, agrega sal, el chile serrano y deja que todo se cocine. Añade la pechuga de pollo desmenuzada y revuelve para que los alimentos se integren mejor, luego deja en el fuego mientras sigues con el otro paso.

Paso 3

  • Pica los tomates y agrégalos a la licuadora en compañía del chile chipotle, una pizca de comino, pimienta, sal y un poco de agua. Ahora tritura y vierte la mezcla en la sartén o cazuela en donde está el repollo.
  • Revuelve y deja que hierva por unos minutos para que se absorban los sabores, luego vierte el caldo donde cocinaste la pechuga y que reservarte desde el principio. Deja que hierva por unos minutos y listo.
  • Por último, agrega trozos de queso y disfrútalos con tortillas, una porción de arroz o lo que más te guste.

Para tener en cuenta 

  • Como lo puedes ver, existen formas muy sencillas para alimentarse un poco más saludable o mantener una dieta equilibrada, sin ingredientes que sean costosos o extraños, simplemente se trata de priorizar a toda la comida real, como las carnes, verduras y cereales, mientras que mejoras el sabor con los condimentos.
Total
0
Shares

10 ejercicios para estar fitness sin ir al gimnasio

Para mejorar la apariencia de tu cuerpo, el rendimiento en diferentes actividades y la salud en general, es…

También te puede interesar