Receta Vinagreta de jerez y tomate

Total
6
Shares

Las vinagretas son ese ingrediente especial que le da un toque de sabor a las diferentes recetas que puedas tener en mente, por lo general sus ingredientes son pocos y la preparación sólo requiere de mezclar estos alimentos, por lo que no te tomara mucho tiempo y marcará la diferencia en el menú del día. Así que puedes intentar esta maravillosa receta que te enseñaremos en esta ocasión.

Cuando se habla de vinagreta, nos referimos a un tipo de salsa cuyo ingrediente base es cualquier líquido ácido como el vinagre o el zumo de limón. De igual manera se acompaña con un ingrediente graso que puede ser aceite, mayonesa, nata agria o yogurt natural. Esta combinación terminan siendo el acompañamiento y aliño perfecto de platos como verduras, carnes, pescados y mariscos.

Propiedades de los tomates

Recuerda que los tomates se caracteriza por sus diferentes propiedades nutricionales, así que vale la pena tenerlo más en cuenta a la hora de tus preparaciones. Ya que es bajo en calorías, con alrededor de 18 por cada 100 gramos, debido a que el 95% de su peso es en agua. Además contienen vitaminas A, C y D, que previenen la degeneración de los tejidos, el envejecimiento prematuro y fortalecen el sistema inmunitario.

Se considera que consumir 200 g de tomate le proporciona al cuerpo el 80% de las necesidades diarias de vitamina C, aunque también se destaca por las vitaminas del grupo B que proporcionan energía y beneficia tu sistema nervioso. Mientras que los minerales más abundantes son el potasio, fósforo y magnesio, sin dejar a un lado el licopeno que le otorga su color rojo y tiene efectos antioxidantes.

Receta

Esta es una opción cremosa y llena de sabor para utilizar esos tomates maduros y así acompañar tus platillos, por ejemplo un pollo a la parrilla. Su sabor es agradable y realmente sencilla de obtener, siempre que puedas adquirir los ingredientes nombrados a continuación. Solo debes acercarte al supermercado más cercano por los alimentos frescos y si no consigues el vinagre o aceite, quizás sea más fácil a través de tiendas online.

Debes tener cuidado a la hora de cocinar los tomates, ya que cuando se calientan pueden explotar. Aunque en la receta se usa una licuadora de inmersión, también puedes utilizar la tradicional pero con cuidado, pues al manejar alimentos calientes la tapa puede volar, debido al vapor atrapado. Lo mejor es que puede conservarse bien durante una semana en un recipiente hermético y en el refrigerador. Rinde para alrededor de 1,1/2 tazas y estará lista en unos 10 minutos.

Ingredientes

  • 1 taza de tomates cherry o tomates pera
  • 2 cucharadas de vinagre de jerez
  • 1 chalota mediana, cortada en trozos grandes
  • 1/4 taza de aceite de oliva extra virgen
  • 1/2 taza más una cucharada de aceite de semillas de uva
  • 1 diente de ajo, mediano picado
  • 1 cucharadita de perejil italiano fresco o cebollino picado

Preparación 

  • El primer paso consiste en calentar una cucharada del aceite de semillas de uvas en una olla a fuego medio-alto, luego debes agregar los tomates hasta dorar y revolviendo de vez en cuando. La piel debe empezar arrugarse y a tomar color la preparación en alrededor de 2 minutos.
  • Agregar la chalota y el ajo previamente picados hasta que se ablanden un poco, esto te tomará alrededor de 1 minuto más. Ahora vierte la mezcla obtenida a un tazón profundo y agrega el vinagre, debes combinar utilizando una licuadora de inmersión hasta formar un puré.
  • Finalmente incorpora la 1/2 taza de aceite de semillas de uva restante con el aceite de oliva en forma de un chorrito delgado y constante, mientras que mezclas con la licuadora de inmersión. Sazona con sal, pimienta negra recién molida, las hierbas y prueba para ajustar los sabores de acuerdo con tus gustos y listo.

 

Total
6
Shares

Aprende hacer galletas con chispas de chocolate sin horno

Las galletas son ese antojo preferido por muchos, gracias a su sabor y textura, por lo general su…

También te puede interesar