Dieta para bajar el ácido úrico: combate la inflamación desde la alimentación

Total
0
Shares

El ácido úrico se genera en el cuerpo a través de la descomposición de una sustancia llamada purina, la cual se encuentra en el organismo y también en distintos alimentos. Si nuestra dieta de todos los días, contiene altos niveles de purina, esta se acumula logrando que sea difícil para el organismo poder eliminarla mediante la orina.

Esas altas dosis en el cuerpo, por los general se relaciona con la afección llamada Gota, que se manifiesta de forma dolorosa en las articulaciones a causas de los niveles de ácido úrico, quienes forman cristales y estos se acumulan alrededor de dicha articulación.

El exceso de ácido úrico también se relaciona con la aparición de otras enfermedades, como lo es el riesgo de enfermedades cardiovasculares, ya que causa una disminución de ácido nítrico, responsable de la elasticidad de los vasos sanguíneos y la absorción de glucosa. Permitiendo el desarrollo de la hipertensión, diabetes y arteriosclerosis.

Tal vez te interese: ¿Inflamación en el vientre? Aquí está la solución!

1-¿Cómo funciona la dieta?

Básicamente se trata de llevar un estilo de vida balanceado, en el que se mantenga un peso corporal adecuado, en relación con la edad y estatura. Es decir, estar lo más alejado de la obesidad. Ya que con solo bajar el consumo de calorías beneficia en gran medida los niveles de ácido, los síntomas de gota y la presión sobre las articulaciones.

También se deben evitar algunos alimentos con alto contenido en purina, consumir porciones moderadas y ricas en alimentos que tengan la capacidad de regular el ácido úrico en la sangre.

2-Alimentos Prohibidos

La cerveza: Es uno de los principales causantes de ácido úrico, ya que un equivalente a 350 ml, puede ser capaz de llegar duplicar los niveles y que puedan surgir ataques de gota , por ello es indispensable limitar su consumo.

En relación a otros licores, el vino es una buena opción para sustituir, siempre y cuando se tome en porciones moderadas, lo ideal es una copa al día en mujeres y dos copas en hombres.

Carnes rojas y mariscos: Se debe eliminar el consumo de órganos, como la molleja, hígado, riñón, ya que tienen alto contenido de purina y por ende son más propensos a desencadenar elevados niveles de ácido.

En cuanto a las carnes rojas en general, se debe consumir con poca frecuencia, ya que esta, es una fuente de grasa saturada que se relaciona con la resistencia a la insulina y problemas del corazón, en especial los embutidos de cerdo.

Al igual que no consumir cangrejo, camarón, mejillones, caviar y langostas, pescados grasos como sardinas, anchoas, atún, trucha, caballa, perca.

Azúcar: Este ingrediente es perjudicial para cualquier tipo de alimentación, no se deben consumir alimentos con alto contenido de azúcar, como lo es jugos envasados, galletas, también aquellos productos elaborados con jarabe o sirope de maíz. Así que se debe estar atento a la etiqueta o tabla nutricional presente en los empaques.

En cuanto a los jugos naturales, se debe reducir al mínimo su consumo, no añadirles más azúcar de la que ya tienen y optar por frutas que no sean tan dulces.

Tal vez te interese: 10 Ejercicios para obtener el six pack del vientre

3-Alimentos permitidos

Vitamina C: Es ideal para bajar los niveles de ácido úrico, es recomendable buscar alimentos ricos en esta vitamina, o utilizar un suplemento de la misma, alrededor de 500 mg por día, durante 2 meses. Pero como paso fundamental a la hora de incluirla a la dieta es consultar con un médico.

Agua y cerezas: Se han encontrado evidencias, de que el consumo habitual de cerezas disminuye los ataques de gota y el agua permite mantenerse hidratado.

Además se pueden consumir, sin algún problema grave, los lácteos bajos en grasa como leche, queso, mantequilla, también los huevos, cacao, frutos secos, verduras y frutas. Se pueden consumir con moderación cereales integrales, legumbres y champiñones.

4- Menú saludable

Según la clínica mayo, puedes basar tu menú de acuerdo al siguiente modelo de alimentación.

  • Desayuno: Cereales integrales con leche descremada y 1 taza de fresas
  • Almuerzo:  Pechuga de pollo al horno con ensalada de hojas verdes con  frutos secos y aceite de oliva.
  • Cena: Salmón al horno con Frijoles verdes y media taza de pasta integral
  • Meriendas:  Yogur descremado o 1 taza de melón fresco. Puedes acompañar las comidas principales con té de hierbas o agua.

Total
0
Shares

3 recetas con pechugas de pollo

El pollo es un alimento esencial dentro de la cocina, ya que permite elaborar diferentes platos y experimentar…

También te puede interesar