Acaba definitivamente con plagas e insectos con este insecticida casero

Total
0
Shares

Este insecticida es ecológico, todos los ingredientes a utilizar es probable que ya los tengas en casa o sean muy fáciles de encontrar en el mercado. Se trata de una mezcla que te ayudará contra una variedad de plagas que afectan a tus plantas, así como es efectivo para prevenirlas. Además, su preparación es sencilla, solo tendrás que picar y revolver algunos ingredientes, luego esperar unos días para seguir con dicho proceso y poder aplicarlo.

Insecticida casero para plagas e insectos

Las principales plagas que puede combatir esta mezcla casera son el pulgón, la mosca blanca, los trips y la araña roja, entre otros. Pero su efectividad no termina, también evita la aparición de hongos, como el oídio y mildiu.

Este producto no solo funcionará como un insecticida, sino que es preventivo, ideal para aplicarlo antes de que aparezcan las plagas, de manera que puedas evitar que se reproduzcan en las plantas y generen problemas.

¿Cómo prepararlo y aplicarlo?

Esta mezcla requiere de 1 cabeza (60 g) de ajo y guindilla, aunque dependiendo del país puede ser cualquier tipo de pimiento, ají o chile, que sea picante. También necesitas alcohol, jabón líquido y pimienta negra molida.

La dosis a usar se encuentra entre los 10 y 30 mililitros por cada litro de agua, de acuerdo a lo avanzada que esté la plaga. Aplícalo de 2 a 3 veces por semana, siempre al amanecer o atardecer, cuando el sol no es tan intenso.

Primer paso

Empieza por quitarle la primera capa de cáscara al ajo, luego debes desprender los dientes de ajo y picarlos, puedes hacerlo dejándole la piel, no hay ningún problema. Otra opción sería utilizar el mortero, aplastándolos.

El ajo actúa por contacto sobre los insectos, básicamente los intoxica. Además, el olor fuerte que tiene ayuda a que no se acerquen a la planta. Una vez que estén listos los ajos, guárdalos en un pequeño recipiente de vidrio.

Segundo paso

Ahora deberás incluir otros ingredientes, que sería la guindilla, chile o ají, ya que todo lo que sea picante es perfecto para combatir las plagas en las plantas, cumpliendo casi que la misma función de los dientes de ajo.

En este caso, usaremos 20 guindillas secas, pero puede usar otra dosis, sobre todo si se trata de productos frescos. Pícalas finamente o mételas en el mortero para machacarlas y extraer su principio activo.

Después, lo que puedes hacer es agregar de nuevo el ajo al mortero para mezclarlo con el picante. Incluso podrías añadir unas gotitas de alcohol de 96 grados, ese que utilizas en casa para curar las heridas.

Tercer paso

Una vez que los ingredientes estén bien mezclados con la ayuda del mortero, tendrás que introducirlos en una botella plástica con tapa. Agrégale 100 ml de alcohol, seguido de dos cucharaditas no muy llenas de pimienta negra. De nuevo agrega un poco de alcohol, puede ser 20 ml, tapa la botella y comienza a agitarla para mezclar.

Deja la botella en un lugar seco y fresco para que repose de 7 a 10 días, pero agitándola un par de veces cada día. Pasado el tiempo, tendrás un líquido amarillento con el principio activo del ajo, la guindilla y la pimienta.

Cuarto paso

Tendrás que colar el líquido, guardándolo en un recipiente pequeño de vidrio con su respectiva tapa, ya que allí es donde lo vas a almacenar por mucho tiempo y es ideal para que esté más seguro.

Cuando lo vayas a usar, con ayuda de una jeringa, saca la cantidad que necesites y añádela a cada litro de agua. Finalmente, incorpora 2-3 gotas de jabón líquido para platos, este ayuda a que la mezcla se adhiera a las hojas.

Vierte el insecticida casero en un pulverizador que puede ser manual o eléctrico. De modo que cubras tanto la parte superior de las hojas como por detrás de ellas, asegurándote que queden bien impregnadas.

 

Total
0
Shares

Guiso de pollo con chile serrano ¡para rellenar las tortillas!

Un guiso es la cocción de varios alimentos en una salsa, después de rehogarlos. Por lo general, su…

También te puede interesar